Saltar al contenido

El Museo del Prado

Museo Del Prado

El Museo del Prado de Madrid es posiblemente uno de los museos más importantes del mundo y desde luego de España. Siendo incluso considerado como el museo más importante del mundo en cuanto a pintura europea. Pues entre su inmensa colección se encuentra la más importante colección de obras de Velázquez, el Greco, Goya, Tiziano, Rubens, o el Bosco, que existe a nivel mundial. Siendo esta sólo una parte del total de la una colección, en la que también podríamos destacar a otros muchos autores, como Murillo, Zurbarán, Rafael, Tintoretto, Poussin, y un largo etc. De hecho, y prueba de la importancia de la colección permanente del  museo,  es el hecho de que el Museo del Prado es uno de los más visitados del mundo, atrayendo año tras año a miles de visitantes.

Es importante señalar que junto con el Museo Thyssen-Bornemisza y el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía, el Museo Nacional del Prado forma el llamado Triángulo del Arte, meca de numerosos turistas de todo el mundo. Además, se enriquece con otras instituciones cercanas: el Museo Arqueológico Nacional, el Museo Nacional de Artes Decorativas, la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando y otros pequeños museos.

Un poco de historia del Prado.

Ver esta publicación en Instagram

El Triunfo de la Muerte. 1562-1563.Pieter Bruegel El Viejo.

Una publicación compartida de MirArte (@mirarteyaprende) el

El Museo del Prado se encuentra ubicado en un edificio que en origen no fue diseñado para acoger ninguna pinacoteca. Sino que por el contrario, pretendía ser la sede del Real Gabinete de Historia Natural, siendo su arquitecto Juan de Villanueva. 

Las obras de construcción se demoraron más de lo previsto ocupando los reinados de Carlos III y Carlos IV. Y de hecho, durante la guerra de la Independencia, el edificio fue utilizado como cuartel de caballería llegando a ser su estado más que lamentable. No siendo hasta el reinado de Fernando VII y más concretamente hasta el interés de su segunda esposa Isabel de Braganza, cuando se rehabilite. Esta vez para ser declarado el 19 de noviembre de 1819 como Museo Real de Pinturas, debiéndose a ello, la fundación del Louvre de París

Nacía así un primer museo de arte que debía sus fondos a la Corona. Pero al que en épocas posteriores se le fueron agregando otras de muy diferentes procedencias, principalmente a partir de las desamortizaciones, pero también de donaciones particulares, etc.

La historia negra del Museo Del Prado.

Ahora bien, la historia del Museo del Prado fue durante largo tiempo una historia de luces y sombras. Dado que durante el s XIX y buena parte del XX, la precariedad era la palabra clave a la hora de referirse a él. Y era habitual entre los entendidos la preocupación, no ya tanto por la conservación de las piezas, sino por la posibilidad y la facilidad de posibles robos de piezas. Tal y como sucedió por ejemplo en el año 1918 con el Tesoro del Delfín. O el robo del boceto de Murillo “Santa Ana enseñando a leer a la Virgen”. Los robos y el deterioro que vivió el Museo del Prado no fueron el episodio más negro que vivió el museo, ni mucho menos. La historia más oscura se vivirá durante la guerra civil, cuando las obras del Prado tendrán que ser evacuadas y trasladadas desde la capital a lo largo de diversos lugares del levante. Para llegar en tren finalmente a Ginebra, dónde se expusieron antes de ser devueltas en perfectas condiciones al “nuevo” gobierno.

Acabada la guerra y comenzado el turismo el Museo del Prado comienza a extender su fama y con ella comienzan las mejoras. Adaptándose poco a poco la pinacoteca a los nuevos tiempos y a las nuevas exigencias técnicas: sistema de filtrado y control de aire; restauración de pinturas; remodelación integral del tejado… Finalmente en el año 1995 se aprobó la ampliación adjudicada al arquitecto Rafael Moneo, inaugurándose en 2007-

¿Que se expone en el Museo del Prado?

En la actualidad el Museo Del Prado posee más de 35.000 objetos de los que algo más de 8.000 son pinturas,  algo más de 9.500 dibujos, algo menos de 6000 estampas…

El núcleo original de las colecciones del Museo del Prado procede de la monarquía española. Es decir, la esencia misma del Museo del Prado es la colección de arte de los diferentes reyes que durante siglos compraron y adquirieron de alguna forma diferentes obras de arte para las numerosas residencias que poseían a lo largo de toda la península ibérica: el Alcázar de Madrid, el Palacio de El Pardo, la Torre de la Parada, el Buen Retiro, La Granja de San Ildefonso, Aranjuez, Palacio de la Zarzuela, así como los monasterios de Yuste y El Escorial.

Un colección real.

Estas obras de arte a menudo se disolvían tras el fallecimiento de los soberanos, repartiéndose con las herencias o incluso con alguna guerra (como ocurrió con la invasión napoleónica por ejemplo). Sin embargo,  y como ya hemos comentado, a partir principalmente de Carlos III comienza a surgir cierta fiebre coleccionista. Común en toda Europa, que llevará al deseo de preservarla belleza del pasado para el entretenimiento de la vista, completándose de ese modo la llamada “Colección Real”, primer gran núcleo de los fondos del Prado.

El segundo gran núcleo de los fondos del Prado, es el antiguo Museo de la Trinidad. Aunque en este caso la extensión, variedad y calidad de los fondos son algo inferior a los de la Colección Real. El Museo de la Trinidad nace a partir de los bienes incautados a la Iglesia y a los Señores como consecuencia de la Ley de Desamortización de Mendizabal (s.XIX), por lo que su origen es bastante diverso al igual que su personalidad.

El tercer gran núcleo son las colecciones privadas donadas o las adquisiciones realizadas por el propio museo, y la calidad de las obras es mayor, equiparándose al primer gran núcleo.

El Museo del Prado en 5 Obras:

Las Meninas, de Velázquez.

Las Meninas o La familia de Felipe IV, es seguramente la obra más conocida de Velázquez. En ella podemos ver a la infanta Margarita de Austria, en primer plano, rodeada por sus sirvientas: las meninas. En el lado izquierdo del lienzo y detrás de este, está el propio Velázquez que se autorretrata trabajando en él. El punto de fuga de la composición se encuentra cerca del personaje que aparece al fondo abriendo una puerta. Un espejo colocado al fondo refleja las imágenes del rey Felipe IV y su esposa Mariana de Austria, a quienes en verdad estaría retratando Velázquez, siendo así que la infanta y sus sirvientas simplemente estarían observando a Velázquez pintar.

La maja desnuda, Goya

La maja desnuda es, posiblemente, una de las piezas más polémicas del autor. En primer lugar por desconocerse (aunque suponerse) el nombre de la modelo, en segundo lugar por representarla desnuda. Se trata, efectivamente de un cuadro en el que la mujer aparece sugerentemente tumbada, casi como si se tratara de una diosa, mirando fijamente al espectador y con una sonrisa provocativa, algo que en una España de estricta moral y en la que la Inquisición continuaba a la orden del día resultaba toda una provocación.

El tres de mayo, Goya

Este cuadro es quizás más importante por lo que representa que por lo representado. Efectivamente, en él Goya capta los fusilamientos que tuvieron lugar el 3 de mayo de 1813 en la montaña de Príncipe Pío y que dieron lugar a una guerra que se conoce con el nombre de Guerra de la Independencia, provocando el fin del Imperio Francés y el retorno de Fernando VII a España.

Las tres gracias, Rubens

Se trata de la representación de las tres hijas del dios Júpiter: Aglae, Eufrosia y Talía a las que se considera símbolo de belleza, amor, fertilidad y sexualidad. Rubens sigue para retratarlas un canon de belleza que posiblemente contrasta con el actual.

El Jardín de las Delicias, El Bosco

Se trata de una de las obras más importantes y emblemáticas de El Bosco. Es un tríptico en el que se representa una misma historia a partir de un eje central en el que se narra el Pecado. A su derecha tendríamos el infierno y a su izquierda el paraíso. Lo notable de la pintura es la capacidad imaginativa de El Bosco, un auténtico adelantado a su época.

El Museo del Prado en cifras:

-3.627.000 visitantes en 2019.

-Casi 20.000.000 millones de euros de ingresos

-Más de 30.000 obras de arte

La obra de arte más grande del museo es La Degollación de San Juan Bautista de Strobel. Mide más de 10 metros.

-Están expuestas sólo 1150 obras, pero en los sótanos tenemos más de 8600.

Cinco Curiosidades del Prado.

  1. Se llama museo del Prado porque se ubica sobre el antiguo Prado del Monasterio de los Jerónimos.
  1. El edificio se construyó para albergar el Museo de Ciencias Naturales.
  1. Durante la Guerra Civil las obras de arte fueron trasladadas primero a varios puntos del levante español y finalmente a Ginebra, donde se organizó una gran exposición, antes de ser devueltas a España.
  1. El Guernica llegó allí en el año 1981 por expreso deseo de Picasso que quería que estuviera ubicado al lado de las Meninas. Si bien el cuadro sí estuvo en el Museo del Prado antes de su traslado al Reina Sofía, jamás se expuso al lado del cuadro de Velázquez.
  1. Existe una Mona Lisa en el Museo del Prado realizada por uno de los alumnos de Leonardo da Vinci, quien seguramente supervisó y quién sabe si intervino en su realización.

¿Cuánto tiempo se tarda en ver el Museo del Prado?

Si solo nos centramos en las principales obras o dicho de otra forma las más conocidas o populares (unas 30). Podremos visitar el Museo de Prado en unas dos horas aproximadamente.

¿Cómo ir al Museo del Prado?

Para llegar al Museo del Prado lo mejor es usar el metro de Madrid. Lo más sencillo es subir a la linea 2 y bajarte en Banco de España. Desde hay tenéis un pequeño paseo de no más de 5 minutos hasta el Museo Del Prado.

Horarios del Museo Del Prado.

Lun-Sáb: 10:00 – 20:00 h. 

Dom y fest: 10:00 – 17:00 h. 

Cerrado: 1 de enero, 1 de mayo y 25 de diciembre. 

Días con horario reducido de apertura 6 de enero, 24 y 31 de diciembre, de 10:00 a 14:00 h. 

Precio de las entradas al Museo.

General: 15 €. 

Reducida: 7,50 €

General + ejemplar guía oficial: 24 €. 

Entrada General Dos visitas en un año: 22 €

¿Qué día es gratis el Museo del Prado?

Entrada gratuita al Museo Del Prado: Lunes a sábado de 18:00 a 20:00, y los domingos y festivos de 17:00 a 19:00. También puedes entrar gratis al Museo del Prado los días 19 de noviembre y 18 de mayo. La entrada es gratuita para menores de 18 años, estudiantes hasta 25 años y discapacitados.

Ahorra en tu viaje con las web que utilizamos nosotros para nuestros viajes.

Vuelos baratos a : La mejor web para buscar vuelos.

Alojamiento barato : Esta es la web donde nosotros encontramos los mejores alojamientos.

Alójate económico con Airbnb y consigue 25€ de descuento.

Actividades en español al mejor precio.

Seguro de Viaje Mondo con un 5% de descuento.

Las mejores sim para viajar: Sim prepago para viajar con el 5% de descuento.

Las mejores tarjetas para pagar sin comisiones: Bnext