Anaga y Benijo, es una combinación espectacular para pasar un dia completo en el norte de la isla de Tenerife. Aunque no sean muy conocidos, son dos sitios para soñar, y una vez más para poder llegar necesitamos coche.

Empieza el viaje:

En la carretera, ya os podéis poner un poco en situación, encontramos niebla y árboles y vegetación justo a ras de la carretera, los árboles se cierran por encima encima de la carretera, lo que hace una especie de túnel de vegetación espectacular. Empezamos con el bosque de Anaga, también conocido como el bosque encantado, El Pijaral. Para poder visitar este Parque Natural necesitamos autorizaciones.

Estas se solicitan atraves de internet, no se pueden solicitar con mas de 90 dias de antelacion y están restringidas a 45 personas diarias. Aqui teneis toda la informacíon. Tenéis que tomar la autovia en direccion parque Natural de Anaga.

Os avisamos que el gps no marca la posición exacta de la entrada de el bosque, por lo que os recomendamos que sigáis las indicación del mapa, y de los Tinerfeños que muy amablemente os indicarán la entrada.

Una vez lleguéis, entenderéis a la perfección porque le llaman bosque encantado. Parece totalmente sacado de un cuento de hadas. Un sendero estrecho que te invita a adentrarte entre diferente tipos de árboles y plantas. Cuando nosotros estuvimos alli tambien habia un poco de niebla lo que hacía que el ambiente fuese aún más mágico.

El sendero dura aproximadamente unas 4 horas.

Donde cualquier rincón os parecerá perfecto para sacar unas fotografías. El ambiente es húmedo y el sendero tiene partes resbaladizas por lo que os recomendamos que aunque sea en pleno verano, llevéis algo de ropa de abrigo y botas de montaña o calzado cómodo. En la página oficial, podréis encontrar los datos más específicos sobre este rincón tan particular. Aqui.

Después de pasar la mañana en el Pijaral, la opción que tomamos fue seguir hacia la playa de Benijo, y fue una combinación genial. Cambiamos las chaquetas por trajes de baño y seguimos la carretera hacia Benijo, a unos 13 kms de el Pijaral y… ¡¡¡Prepararos que vienen curvas!!!

La carretera es como ya os hemos dicho (y como muchas en la isla) con curvas, a nosotros nos encantan. Hacen que el simple viaje sea una experiencia en sí. Antes de llegar a Benijo, en Roque de las Bodegas, vemos unos restaurantes a pie de carretera, así que para complementar el bocata de el paseo por el bosque de Anaga paramos a comer. Pescado del día, pulpo, papas arrugás… y seguimos hacia la playa.

En menos de 20 min cuando llegamos la playa de Benijo, aquí también hay restaurantes y los precios son los mismos (Buenos). Aparcamos fácil y bajamos por unas escaleras hacia la playa. Prepararos porque vienen piedras jajajajaja 🙂 La playa como veis en las fotos esta genial y de las pocas en tenerife por la que se caminar tranquilo. Eso sí hay un cartel que nos indica que hay fuertes corrientes así que cuidado.

Y con esto terminamos un dia completo perfecto.

 

Hasta la próxima chicos.

 

Save on your hotel – www.hotelscombined.com

Más sobre Tenerife:

 

Close